Gol de oro: “El que marque, gana”


Como si de una regla de patio de recreo se tratara, la FIFA añadió esta normativa en el reglamento de fútbol en 1993 como método de desempate para reducir el tiempo de juego total. Así, el primer equipo que marcaba en la prórroga se proclamaba vencedor del partido y evitaba tener que seguir jugando hasta el final de los dos tiempos de prolongación.

El gol de oro se aplicó por primera vez en el Mundial Sub-20 de 1993, pero no llegaría a competiciones absolutas hasta la final de la Eurocopa de 1996, cuando Oliver Bierhoff (Alemania) anotó en el minuto 95 para derrotar al combinado de la República Checa (2-1).

Tras las numerosas críticas recibidas sobre esta modalidad de desempate, apareció el llamado ‘gol de plata‘, que permitía terminar el tiempo de prolongación tras un gol. En otras palabras, si un equipo encajaba un gol en la primera parte de la prórroga, aún tendría la posibilidad de igualar hasta que se terminara el tiempo de dicha mitad. Sin embargo, al igual que con el gol de oro, este sistema no triunfó.

El último gol de oro en competiciones de la FIFA fue anotado por la selección francesa en la final de la Copa Confederaciones de 2003 contra Camerún (1-0, min. 97), ya que este tipo de goles fue abolido tras la Eurocopa de 2004 debido a que el juego se volvía excesivamente conservador por miedo a encajar un gol en la prórroga.

Fuente fotográfica: DFB.de

Un antecedente a mediados del siglo XX

A pesar de que, inicialmente, el gol de oro se conoce desde la aplicación por parte de la FIFA, existen antecedentes de dicho sistema de desempate.

Uno de los más sonados tuvo lugar a mediados del siglo XX, cuando se disputada la final de la Copa Latina, una competición oficial organizada por las federaciones de fútbol de Italia, Portugal, Francia y España entre 1949 y 1957.

Concretamente en la final de la II edición, se enfrentaban Benfica y Girondins de Burdeos y, tras mantener la igualdad al final de la prórroga del segundo partido de desempate (3-3 y 1-1), se decidió jugar tiempos de 10 minutos hasta que uno de los finalistas consiguiera marcar el gol de la victoria. Así, el conjunto portugués se proclamó campeón de la Copa Latina tras 146 minutos de fútbol gracias al tanto de Julinho da Silva (2-1).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s